Ir al contenido principal

FACUA denuncia a Orange por subir su tarifa Love


FACUA-Consumidores en Acción ha denunciado a la operadora de telecomunicaciones Orange por subir las tarifas de su paquete convergente Love sin respetar los compromisos de permanencia adquiridos con los clientes en sus contratos. La asociación recuerda que estos vinculan tanto a los usuarios como a la empresa.

La denuncia se ha remitido a la Dirección General de Consumo de la Comunidad de Madrid, donde Orange tiene su sede social.

Orange ha avisado a sus clientes de una subida para el próximo 19 de febrero de entre 2 y 5 euros en las tarifas de su paquete convergente Love, que incluye telefonía fija, móvil, internet y televisión. La empresa ofrece a cambio un mayor consumo de datos, pero no da la opción a los consumidores de mantener las condiciones y por lo tanto la tarifa anterior. La asociación recuerda que esta oferta convergente de Orange tan sólo existe desde noviembre pasado; cuatro meses después, aplica la primera subida.

FACUA indica que la modificación unilateral de las tarifas es una práctica abusiva, al no respetarse ningún compromiso temporal de mantenimiento de las condiciones y prestaciones acordadas con el consumidor. Sin embargo, la empresa sí firma con un gran número de clientes compromisos de permanencia que conllevan para el consumidor el pago de penalizaciones en el caso de que decidiera resolver anticipadamente el contrato.

La Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios recoge, en su artículo 82, que son cláusulas abusivas aquellas "no negociadas individualmente" y "no consentidas expresamente" que, entre otras cosas, "vinculen el contrato a la voluntad del empresario" y "determinen la falta de reciprocidad en el contrato".

La asociación advierte de que el dinamismo propio del sector de las telecomunicaciones, que cambia a gran velocidad, debe ser compatible con la seguridad jurídica en la contratación y el equilibrio entre las partes. La constante modificación de las condiciones de forma unilateral por parte de las operadoras hace que se trate de un mercado opaco, confuso, en el que al usuario le resulta imposible comparar y elegir la mejor opción, pues las tarifas terminan siendo tan efímeras que se convierten en un señuelo para captar clientes, valora FACUA.

Qué pueden hacer los consumidores ante la subida

FACUA recomienda a aquellos clientes de Orange a los que se les va a aplicar la subida de tarifas y que tengan firmado un compromiso de permanencia de uno o dos años, según las características del contrato, que denuncien a la empresa ante las autoridades de Consumo de su comunidad autónoma para que multen a la compañía. Asimismo, pueden acudir a los tribunales sin necesidad de abogado ni procurador para reclamar la devolución de la cuantía de la subida o, si se dan de baja, el pago de la penalización correspondiente por parte de la compañía.

Así, los afectados pueden acudir al juzgado correspondiente de su localidad para denunciarla a través de un procedimiento verbal por incumplimiento de las condiciones ofertadas y contratadas.

Además del escrito con el motivo de la denuncia, los usuarios tienen que presentar copia del DNI o tarjeta de residencia, un recibo que acredite que son clientes de Orange y, si reclaman el pago de la penalización por incumplimiento de la permanencia, una copia del contrato.

Fuente: elpais.com 

Entradas populares de este blog

Un turista capta a este ser con su cámara en china

Hallan un fármaco contra el cáncer y la metástasis de colon y mama

Investigadores granadinos han probado el medicamento en ratones y ahora buscan financiación para testarlo en seres humanos

Uno de los motivos principales por los que los pacientes oncológicos recaen en su enfermedad es por la presencia en el organismo de células madre cancerígenas (CMC), resistentes a los tratamientos con quimioterapia y radioterapia. Las CMC se encuentran en los tumores en muy bajo número y tienen como característica importante la formación de las metástasis en sitios diferentes al tumor original. Debido a que en condiciones normales se encuentran en estado durmiente (esto es, sin dividirse), la quimioterapia y la radioterapia no son capaces de destruir estas CMC. De hecho, tras una respuesta inicial al tratamiento, muchos pacientes con cáncer tienen recaídas debido a que las células madres tumorales no habían sido destruidas. En los últimos años, la investigación internacional se ha centrado en la búsqueda de nuevos fármacos que se dirijan selectivamente frente a est…