Ir al contenido principal

Las motos llegan a Valladolid a pesar de que no hay pinguinos


Como era de esperar, la anulación de la 34 edición de Pingüinos, que se debía de haber celebrado este fin de semana en Puente Duero (Valladolid), no ha frenado a los moteros, o al menos a una buena parte de ellos


A pesar de los pesares, de los políticos, de ayuntamientos y de la espesa niebla que envolvía a toda la provincia, un buen número de moteros se ha desplazado por diversas zonas de Valladolid para cumplir con su compromiso de realizar el viaje a la mayor concentración invernal de Europa... aunque esta no se celebrase.

A falta de un lugar de reunión, de una zona de acampada, de una organización que sacara el evento adelante, los diversos grupos de amigos y moto clubes han organizado sus particulares fiestas, y así, en Puente Duero, varios grupos de amigos habían reservado habitaciones y casas, y además de reunirse y echar buenas horas del día en los bares del pueblo, se acercaron a la antigua zona de acampada para hacerse unas fotos atípicas, con el pinar vacío de casetas, escenario, carpas, tiendas de campaña y, por supuesto, moteros.
En la Cistérniga se reunieron los miembros de Moto Rock con su “Desafío 15”, que a lomos de 20 Derbi Variant habían llegado desde Cantabria a reunirse con sus amigos del Moto Club Cistérniga y realizar una comida de hermandad en la que nos reunimos alrededor de 70 personas.
Pero quizás el acto más importante de este sábado muy mortero ha sido el que se ha celebrado en la población de Mojados, donde el Ayuntamiento ha mantenido la actuación prevista de Emilio Zamora, que ha realizado un excelente pase ante los cientos (muchos cientos), de moteros que hasta allí se habían desplazado y que con el calor y el color que aportaron, por momentos, parecía que allí no había pasado nada estaba realizando con normalidad.
No ha sido lo mismo, sin duda, pero el mensaje de los varios miles de moteros que este fin de semana se han desplazado a la provincia ha sido claro: el sinsentido al que se ha llegado este año no se puede repetir, la concentración de Pingüinos es ya patrimonio de toda la comunidad motorista de este país, y si el Ayuntamiento de Valladolid no es capaz de dar una solución definitiva para que un acto de esta importancia se celebre con normalidad, a lo mejor es que va siendo hora de que Pingüinos cambie de nuevo de ubicación... esta vez a muchos Kilómetros. Esperemos que no.
Fuente: solomotos.es

Entradas populares de este blog

Hoy es tu santo, Felicidades

Comparte este vídeo en el muro de algún amigo o envíalo por e-mail para felicitarlo en su santo

Brasileñas bailando en una fiesta en la playa

No os perdáis el baile que se marcan en la playa estas chicas brasileñas, Parece que el "MENEITO" es hipnótico.