Ir al contenido principal

La razón por la que no puedes confiar en las fotos de antes/después en redes sociales


Si ves la foto de arriba en Instagram o Facebook, felicitarías a la mujer: ¡mira cómo se veía antes! ¡Y ahora está en muy buena forma!


Envidiable, ¿no?
Excepto… que esas fotos fueron tomadas con 15 minutos de diferencia. Sí, sin sangre, sudor ni lágrimas consiguió una transformación aparentemente impresionante.
¿Quieres saber cuál es el secreto de melvfitness? Bueno, es un combo mágico de “suplementos para perder de peso”: crema bronceadora, extensiones de cabello, pararse más erguida, ‘chupar’ la panza, sacar a un lado la cadera y hacer la técnica del brazo “delgado” (además de un plano más amplio y la utilización de filtros en las fotos).
Sencillo, ¿no? Es tan fácil que estas otras chicas hicieron para probar el punto:







Mel dice que son las "verdades ocultas" detrás esas fotos que ves todo el tiempo en redes sociales. Ella también dio este mensaje de advertencia sobre las fotos sobre reales transformaciones increíbles (pero en cortos periodos de tiempo):
“Lo que una imagen de antes/después no dice es que cómo lo consiguió esa persona. No te dicen si lo hicieron de forma saludable o si pasaron hambre durante semanas. Tampoco te muestran el estado mental de la persona, su autoestima, cuántas horas de ejercicio hicieron, los cambios en su estilo de vida, si madrugaron, dejaron de almorzar, cómo manejaron ciertas situaciones sociales o cuántas malteadas de dieta se tomaron”.
La lección de la historia (como con todo en internet) es, de nuevo, que uno no puede creer todo lo que ve.

Fuente: cnnespanol.cnn.com

Entradas populares de este blog

Un turista capta a este ser con su cámara en china

Hallan un fármaco contra el cáncer y la metástasis de colon y mama

Investigadores granadinos han probado el medicamento en ratones y ahora buscan financiación para testarlo en seres humanos

Uno de los motivos principales por los que los pacientes oncológicos recaen en su enfermedad es por la presencia en el organismo de células madre cancerígenas (CMC), resistentes a los tratamientos con quimioterapia y radioterapia. Las CMC se encuentran en los tumores en muy bajo número y tienen como característica importante la formación de las metástasis en sitios diferentes al tumor original. Debido a que en condiciones normales se encuentran en estado durmiente (esto es, sin dividirse), la quimioterapia y la radioterapia no son capaces de destruir estas CMC. De hecho, tras una respuesta inicial al tratamiento, muchos pacientes con cáncer tienen recaídas debido a que las células madres tumorales no habían sido destruidas. En los últimos años, la investigación internacional se ha centrado en la búsqueda de nuevos fármacos que se dirijan selectivamente frente a est…