Ir al contenido principal

La otra cara del Rocío: 23 caballos muertos de agotamiento durante las fiestas

Me llega a mi muro de facebook esta brutal imagen que he sentido la necesidad de compartir con vosotros. Pasa todos los años, unas veces con cifras más abultadas, otras con menos, pero todos los años, cuando la virgen está de vuelta en la ermita y los rocieros emprenden el camino de vuelta con el sol de frente, en la aldea no solo quedan las basuras de la fiesta: también quedan los cadáveres de caballos muertos.


Las cifras hablan por si solas: 25 caballos muertos en 2008, 23 en 2009, 11 en 2012, 23 en 2013... respectivamente. 

Las justificaciones de estos inhumanos especímenes en el programa "Andalucía Directo" en 2008 no tienen desperdicio: "Es que si se les da agua al salir, sudan, y se pueden resfriar". Sin palabras.

Unos de agotamiento por largas caminatas sin descanso, otros de sed, pero en el fondo todos por la misma razón: por la inexistencia de una ley que obligue tratar a los animales como los seres vivos que son y no como objetos que se puedan usar hasta que se rompan.


Vergüenza, rabia e ira. Eso es lo que siento al ver por primera vez la otra cara del Rocío. Vergüenza de que esta sea una de las tradiciones más conocidas de Andalucía y esté construida sobre la tortura y maltrato animal. Rabia de que los mismos que le rezan a un ser superior y bondadoso agoten hasta a la muerte a los seres de, según ellos, su creación. Ira, mucha ira contra quienes ven esto año tras año y no se les revuelven las tripas.

Publicado por: elmundodesdealmeria.blogspot.com.es

Entradas populares de este blog

Este verano en moto pantalón corto y chanclas, falta grave!! 200€ de multa y resta 3 puntos

Conducir sin utilizar el cinturón de seguridad, el casco y demás elementos de protección o dispositivos de seguridad, en los casos y condiciones que se determinen reglamentariamente, se castiga con 200 euros de multa y la retirada de tres puntos de la licencia de conducir.

Con la llegada del verano vemos a muchos motoristas, que utilizan para desplazarse en moto, ropa poco adecuada para conducir como la ropa de baño, con chanclas, pantalón corto y camiseta de tirantes. Esto va ha terminar por que la guardia Civil va ha comenzar a aplicar el reglamento acogiéndose al artículo artículo 17 del Reglamento General de Circulación (Real Decreto 1428/2003, de 21 de noviembre).

Es de lógica que a un agente de tráfico no le resultará difícil determinar el tipo de calzado y vestimenta adecuada que llevamos al conducir nuestra moto, y si nos sorprenden conduciendo con chanclas y ropa de baño o pantalón corto, será difícil que nos escapemos. La justificación, aparte de basarse en la lógica, también …

Después de ver este vídeo verás la música clásica de otra manera